Malla fabricada robóticamente revoluciona la manera en que se forma y se refuerza el hormigón

Desde 2015, Gramazio Kohler Research ha venido desarrollando el proyecto “Mesh Mould Metal”, incorporando el refuerzo del hormigón y el encofrado en un único sistema material, fabricado por robots. El proyecto se basa en una primera fase de investigación, Mesh Mould, entre 2012 y 2014, la que desarrolló un proceso de extrusión robótico para conformar una malla de polímero.

Ahora, en su segunda fase, “Mesh Mould Metal” se centra en la traducción del proceso de extrusión a base de polímeros en un sistema de construcción de soporte de cargas, al replicar el proceso en metal. En concreto, la investigación actual se adentra en el desarrollo de “un proceso de plegado y soldadura de mallas totalmente automatizado, trabajando a partir de alambre de acero de 3 milímetros”.

De acuerdo a Gramazio Kohler, lo fundamental de la investigación original fue el hecho de que los procesos de extrusión robóticos estándar tienen una baja capacidad de soporte de carga, pero una “alta y precisa capacidad de coordinación espacial”. Por lo tanto, “un uso óptimo de la máquina requiere procesos de construcción con la transferencia de masa mínima y un alto grado de definición geométrica”, explican.

Para evolucionar a una malla de metal más fuerte, con aplicaciones estructurales en el mundo real, Gramazio Kohler abandonó la máquina de extrusión estándar utilizada para la primera etapa de la investigación. En su lugar, junto al ágil y diestro Laboratorio de Robótica del profesor Jonas Buchli, desarrollaron un robot especializado capaz de doblar y soldar el metal de forma automática.

Fuente: plataformaarquitectura.cl , 2 Agosto, 2016

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
Compartir/Konpartitu:
  • Print
  • Digg
  • StumbleUpon
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Yahoo! Buzz
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • RSS
This entry was posted in Mercado, Nuevos productos, Proyectos I+D, Tecnología and tagged , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *